Corrupción, las cloacas del poder

Estamos acostumbrados a usar los medios de comunicación como un canal de información directa y fiable, pero, como señala Miguel Pedrero, <<la información que recibimos es momentánea y centrada únicamente en el hecho en sí>>. El periodista insiste en tener una actitud activa, bucear en las noticias en busca de la verdadera trascendencia del hecho y su relación con otras circunstancias.

La gran pregunta que Miguel Pedrero responde en este libro es ¿por qué y cómo nos manipulan? Fernando Jiménez del Oso, toda una institución en el misterio español, aseguraba en el prólogo que nada, absolutamente nada de lo que llega a través de políticos, instituciones y grupos mediáticos merece, en principio, crédito. La única actitud sensata a estas alturas es la desconfianza y la única arma a nuestro alcance, la denuncia.

Los lectores de “Corrupción, las cloacas del poder”, tampoco encontrarán razones para el optimismo. Cómo tener una actitud activa y detectivesca cuando nos han enseñado a aceptar como únicos, veraces e incuestionables hechos históricos trascendentales de la historia mundial. Pero, como suele decirse, nunca es tarde si la dicha es buena para conocer los verdaderos aspectos de la Historia.

Así, Pedrero nos relata que la Revolución Bolchevique se produjo por los grandes intereses bancarios que financiaron ésta y otras revoluciones rusas. El multimillonario Max Warburg entregó a Lenin casi seis millones de dólares para financiar la revolución bolchevique y Jacob Schiff también financió a los revolucionarios rusos. Y aunque hoy en día parezca impensable, todavía siguen realizándose este tipo de prácticas. Pedrero se apoya en la teoría del profesor de Harvar, Carroll Quigley, quien afirma que la banca internacional domina el mundo desde la sombra, apoyando y financiando, según convenga a revolucionarios, demócratas o dictadores.

Hace años, el ex-presidente de los estados Unidos, George Bush, proclamaba abiertamente que había tenido problemas con el alcohol y que fue la fe su salvación. Lo que pocos saben es que tras estas sinceras palabras se esconde una peligrosa alianza entre sionistas y fundamentalistas cristianos, basada en irracionales creencias apocalípticas, para luchas por unos mismos objetivos.

Miguel Pedrero, conocido periodista por sus colaboraciones en el programa radiofónico Milenio, de la Radio Galega, y por sus reportajes publicados en las revistas Enigmas, Año Cero y Más allá, es un incansable investigador. Prueba de ello son los numerosos artículos escritos sobre el espionaje, los misterios, la antropología y la arqueología.

En “Corrupción, cloacas del poder”, Miguel Pedrero nos desvela, además, cómo funciona el negocio del narcotráfico y a quiénes beneficia, sin pasar por alto los sucesos más terribles de los últimos años responden a la guerra oculta entre USA y China o que las ONGs y las asociaciones humanitarias sirven a oscuros intereses; los intereses geopolíticos y económicos están desangrando al continente africano.

Agradecimientos a Nowtilus.

Sara Roma,

literariacomunicacion@yahoo.es

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: